miércoles, 31 de mayo de 2017

3 noches Camino a San Andrés de Teixido


Motivado por un Concurso de fotografía "Camino a San Andrés de Teixido" decidí trabajar en la zona aprovechando las vacaciones de Semana Santa. Sin lugar a dudas, tenía una cita con este lugar donde ya había hecho alguna incursión hace años y... qué mejor incentivo que un concurso de estas características. 
A sabiendas de que la climatología de la zona es muy cambiante –– Galicia en estado puro––y, después de estudiar varias localizaciones en la primera sesión, me decanté por este lugar: O Cruceiro de Curutelo. "Solo" habría que esperar a un claro de Luna que me iluminara el horizonte a la vez que su luz, realzaba el alto de este mirador y su cruceiro. San Andrés de Teixido en sombra, destacaría por su luz propia, y mi padre sería el encargado de representar la figura humana. Hombre, Tierra, Mar y Cielo, en su más extenso significado; astronómico y sobre todo espiritual.

     Serían tres noches de búsqueda, una de ellas suspendida prematuramente por síntomas de hipotermia por parte de mi progenitor. Hoy me río, pero no fue broma
     Mentiría al decir que a la tercera noche todos los astros se pusieron de mi parte.

     Un viento de 60 km/h me obligó a agarrarme fuertemente al trípode para que la cámara no saliera volando desde aquel alto y en una posición un tanto funambulesca, a grito pelado, intentaba comunicarme con mi padre a tan solo 3 metros para su correcta posición. De esa guisa y aprovechando un claro de escasos minutos sobre las 4 de la madrugada, pude completar una exposición de 15 segundos. Lo que captó el río de nubes deslizándose desde A Capelada e hizo "encender" a Júpiter y Espiga a la vez que le señalaban el Camino a un San Andrés de Teixido. Todo este escenario, acabaría por ocultarse minutos después.

      Contento con el resultado, nos volvimos a Celeiro y es aquí cuando da comienzo una de las aventuras más raras e increíbles que me han sucedido durante todos estos años de salidas nocturnas. Aunque mi fotografía no acabaría siendo premiada, el verdadero premio fue poder compartir esos instantes junto a mi padre. 


       Desde aquí, quiero felicitar a la Asociación Camiño a San Andrés de Teixido por su iniciativa para dar a conocer con convocatorias de este tipo, uno de los rincones más espectaculares de nuestra Galicia, así como el trabajo de muchos de sus fotógrafos.

3 comentarios:

  1. Eres un crack!!! Y a parte de felicitarte por tan inmensas capturas y tan claras palabras.....decirte que no todo el mundo puede contar con un padre que le siga en sus aventuras o trabajos. Felicidades a los dos!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchísimas gracias Anónimo, tus palabras ––creyendo saber de quién proceden–– me han hecho darle mucho más valor a estos tres días de aventuras.

      Eliminar
  2. El que la sigue, la consigue, decia un amigo meu, que pa atrais, nin pa coller impulso, na proxima será, que como dice meu pai, a primeira é pos picaros....unha aperta.

    ResponderEliminar